Por Geli Chuc

Este domingo Eugenio Derbez logró consagrarse como uno de los personajes más importantes en la industria cinematográfica, al ganar el premio Óscar a la Mejor Película por CODA, venciendo a filmes con mayor exposición o con actores de más renombre.

Bajo la dirección de Sian Heder el también productor dio vida a Bernardo Villalobos, un profesor de música que ayuda a la joven Ruby, la única integrante de una familia de sordos con un talento excepcional para el canto.

El actor mexicano fue uno de los protagonistas de esta cinta ganadora, compartiendo un emotivo mensaje en sus redes sociales donde se observa a un Derbez de niño, confesando que de grande quería ser actor y ganar los premios más importantes de la Academia.

“CODA ha demostrado que siempre puedes hacer historia, incluso sin grandes nombres o presupuesto, pero poniendo todo tu corazón en ello”, declaró Eugenio.

La buena racha para los mexicanos sigue y lo mejor es que se convierten en un ejemplo de trabajo y constancia en una industria nada fácil como es el cine.

Adelantó que ahora su próxima meta es ganar una estatuilla como Mejor Actor”, así como por otra película que dirija.

“La última en la que estuve al frente fue la de “No se aceptan devoluciones”, que tuvo una gran aceptación. Por eso mi próximo paso es dirigir un filme en EU”, detalló.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *